Orientaciones Valóricas: Nuestro proyecto educativo busca desarrollar toda las potencialidades y la capacidad de aprender de los niños y niñas a lo largo de la vida, generando experiencias de aprendizaje que los inicien en la formación de valores tales como el amor a la verdad, la libertad y la justicia, la solidaridad, el respeto a los demás y a la naturaleza, basado en los principios sustentados por la ética y la moral cristiana.

Interacción con la familia: la familia constituye el medio central básico, en el cual la niña y el niño encuentran sus significados más personales. Es en la familia donde se establecen los primeros y más importantes vínculos afectivos, además de las pautas y hábitos de su grupo social y cultural, desarrollando en esta forma sus primeros aprendizajes. De allí que nuestro Proyecto Educativo busca desarrollar una labor Educativa conjunta, complementaria y congruente, que optimice el crecimiento, desarrollo y aprendizaje de las niñas y los niños.
Orientaciones Pedagógicas: Los primeros años de vida del niño y de la niña constituyen una etapa crucial para su formación, ya que en cada uno de ellos existe un potencial de desarrollo y de aprendizaje que puede emerger con fuerza en condiciones favorables. Basados en esto, es que mediante una metodología de Enseñanza adecuada, oportuna y pertinente, que involucre la participación activa de los niños en el proceso, se podrán formar aprendizajes significativos y relevantes, estableciendo vínculos afectivos significativos y desarrollando su capacidad de exploración y comunicación de sus experiencias e ideas.
De allí que nuestro proyecto educativo considera la triada Desarrollo, Enseñanza y Aprendizaje, como pilares fundamentales de la educación del niño y la niña en sus primeros años de vida, articulándolos en forma coherente y eficaz, para favorecer aprendizajes de calidad y el desarrollo de aspectos claves, tales como, los primeros vínculos afectivos, la confianza básica, la propia identidad, su autoestima, su formación valórica, el lenguaje, la inteligencia emocional, su sensomotricidad y las habilidades del pensamiento.

Para llevar adelante el proceso de formación, enseñanza y aprendizaje en la Educación Parvularia, existen diferentes modalidades curriculares, tales como el sistema Montessori, el Curriculum Cognitivo o High Scope, el Curriculum Personalizado y el Integral.

Cada uno de ellos plantea un enfoque particular de cómo debe llevarse adelante el proceso de enseñanza y aprendizaje en la Educación Parvularia, sin embargo, ninguno de ellos por si solo, puede satisfacer plenamente los requerimientos que plantea la formación óptima de la niña y el niño en esta etapa de su desarrollo.

De allí que nuestro Proyecto Educativo, tomando como base el Curriculum Integral, busca rescatar los aspectos más positivos de cada una de las demás modalidades curriculares, integrándolos en forma equilibrada entre si y de esta manera configurar una educación eminentemente humanista potenciadora de las niñas y niños como personas que aprenden confiados y capaces y de esta forma lograr un desarrollo pleno y armónico en esta etapa de su formación, para que posteriormente puedan proyectarse con éxito en su fase Educativa posterior.



Tomando en consideración nuestros fundamentos y nuestra modalidad curricular, se busca lograr una Educación de calidad, oportuna y pertinente, que propicie aprendizajes relevantes y significativos, en función del bienestar, el desarrollo pleno y la trascendencia del niño y de la niña como personas, dentro del marco de valores y principios que sustentan nuestra Sociedad. Ello en estrecha relación y complementación con la labor educativa de la familia y propiciando a la vez su continuidad con el sistema educativo.

 

 

El Jardín Infantil Generación cuenta con cuatro niveles:

Nivel Medio Menor A : 1 año 2 meses hasta 2 años
Nivel Medio Menor B : 2 años 1 mes hasta 2 años 10 meses
Nivel Medio Mayor : 2 años 11 meses hasta 3 años 6 meses
Pre Kinder : 3 años 7 meses adelante.

En base a los niveles establecidos, se ha diseñado una malla curricular mediante la cual se establecen actividades educativas secuenciales, que permiten una continuidad, coherencia y progresión entre ellas, y entre los niveles, de manera de favorecer un desarrollo progresivo de los Niños y Niñas, para que alcancen una base sólida que les permita continuar con su siguiente etapa educativa.

Para ello el jardín desarrolla actividades en:

La jornada de la mañana comienza a las 8:15 horas y finaliza a las 12:30 horas.
En la tarde la jornada se inicia a las 14:00 horas para concluir a las 17:30 horas.
Jornada completa se inicia a las 8:15 horas y finaliza a las 17:45 horas.